Junta Criminal (1810-1812)

De Enciclopedia de Guadalajara
Saltar a: navegación, buscar
Artículo de Javier Barbadillo Alonso, bajo licencia CC By-sa petit.png


Durante la Guerra de la Independencia, el gobierno francés de Jose I creó en todas las capitales de provincia una junta criminal extraordinaria, para juzgar las causas relacionadas con la resistencia al Gobierno y otros delitos penales.

Real Junta Criminal Extraordinaria de la provincia de Guadalajara

Sentencia de la Junta de 5 de julio de 1881: condena a pena de muerte a Victoriano Josef Rodriguez, cirujano titular de la villa de Torrejón del Rey, ausente: sedición, rebelión e inobediencia del actual Gobierno (Archivo Municipal de Guadalajara).

Desconocemos la fecha de creación de la Junta Criminal de Guadalajara. Es probable que su existencia legal comenzara el 4 de junio de 1810. Sánchez Fernández informa que por Decreto de esa fecha «se reduce la jurisdicción de la Junta Criminal de Valladolid con la erección de otras en Toledo, Guadalajara, Burgos, León y Palencia» (2002, 784).

Parte de los documentos de la Junta de Guadalajara fueron trasladados al Ayuntamiento de Guadalajara en 1814, desde la Contaduría de Hacienda, con motivo de una investigación ordenada por el rey Fernando VII sobre la actuación de los miembros de la Junta durante la ocupación francesa. Son dos cajas de procesos y sentencias, cuya lectura permite deducir que la Junta estaba formada por un presidente y, al menos, cuatro relatores, que alguna vez remiten sus expedientes a los tribunales de Madrid.

La documentación, de gran interés, refleja los conflictos de esta institución con las autoridades militares. Junto a las materias criminales comunes se suceden los casos relacionados con la guerra: resistencia pasiva, guerrilleros, etc.

La Junta Criminal de Guadalajara debió abandonar la ciudad a fines de 1812, cuando se retiraron definitivamente las tropas francesas.


Datos legislativos

Las juntas criminales del Gobierno de José I han sido poco estudiadas, salvo por el autor citado. Estas citas permiten seguir su historia administrativa. Sus antecedentes se remontan a 1809, cuando se crea la primera de ellas en Madrid.

  • 1809-02-16. Real decreto para que se forme en Madrid una Junta Criminal Extraordinaria.
  • 1809-05-18. Real decreto para la formación de Juntas criminales extraordinarias en Valladolid y Navarra.
  • 1810-04-19. Decreto por el que se crean juntas criminales extraordinarias en todas las capitales de las Andalucías, y en las demás donde no se hayan creado.

Art. I. En cada una de las capitales de provincia de las Andalucías, y demás provincias donde no haya precedido este establecimiento, se formará una Junta Criminal Extraordinaria [...]

Art. II. Se compondrán estas juntas de cinco jueces togados, y del fiscal del críen, nombrados por Nos.

Art. III. Formadas ya estas juntas, conocerán de los crímenes siguientes: 1º Espionaje o correspondencia en favor de los insurgentes, recluta, sedición, rebelión e inobediencia, y cualquier otra conspiración contra nuestro Gobierno, aunque no se haya seguido el efecto, y el impedir o disuadir a las municipalidades la justa defensa contra las llamadas guerrillas o cuadrillas de bandidos; 2º Asesinato, robo en camino, o con fuerza armada; 3º Uso de rejón o puñal y de armas de fuego, sin permiso de la autoridad competente.

Art.IV. Los reos de cualquier clase y condición que fueren, acusado de los mencionados delitos, completa la sumaria, serán juzgados por las Juntas en el término de veinte y cuatro horas; y convencidos de haberlos cometido, serán condenados a sufrir la pena de muerte, que se ejecutará sin apelación.

Art. V. Los reos acusados, pero no convencidos en el término de veinte y cuatro horas de haber cometido los expresados delitos, se remitirán por las juntas a las respectivas salas del críen, para que continúen la causa, y la sentencien a la mayor brevedad posible, y con arreglo a las leyes generales.

Art. VI. Las sentencias se publicarán en los papeles públicos.

Art. VII. Nuestros ministros de la Justicia y de la Policía General quedan encargados de la execución del presente Decreto.

  • 1810-05-28. Real decreto por el que se manda que las juntas criminales extraordinarias se conformen en lo sucesivo con lo dispuesto en Decreto de 19 de abril de este año.
  • 1810-10-22. Real decreto por el que se ordena que las juntas criminales extraordinarias de las provincias en que no haya salas del crímen, conozcan conforme á las leyes comunes de los delitos no comprehendidos en el Real Decreto de 19 de abril anterior.


Referencias

  • Prontuario de las leyes y decretos del Rey Nuestro Señor don José Napoleón I. Madrid: Imprenta Real, 1810-1812, 3 v.
  • Sánchez Fernández, Jorge. Valladolid durante la Guerra de la Independencia Española (1808-1814). Alicante : Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes , 2002. Edición digital a partir del texto original de la tesis doctoral. P. 608-638.