José María Medrano López-Soldado

De Enciclopedia de Guadalajara
Saltar a: navegación, buscar
Artículo de Juan Pablo Calero Delso, bajo licencia CC By-sa petit.png
Retrato de José María Medrano hacia 1855. ( Galería de los representantes del pueblo en las Cortes Constituyentes, Madrid, 1855.

Diputado por Guadalajara, 1853 y 1854.

José María Medrano López-Soldado nació el día 26 de agosto de 1806 en Guadalajara y fue bautizado en su parroquia de San Andrés dos días después.

Familia

Era hijo de Antonio Medrano Heredia y nieto de Antonio Medrano Mendoza y Victoria Heredia Saavedra. La familia Medrano pertenecía a la pequeña nobleza y durante el siglo XVIII había ocupado importantes cargos en Guadalajara, de tal modo que, en la práctica, el poder municipal de la ciudad había sido monopolizado por tres grupos familiares, uno de los cuales lo formaban los Monge, los Urbina, los Torres y los Medrano, repetidamente emparentados. Concretamente, Antonio Medrano Heredia había sido Diputado del Común y a partir de 1801, después de presentar su ejecutoria de hidalguía, fue nombrado regidor perpetuo de la ciudad y en 1821 formó parte de la Diputación Provincial.

Su madre, María del Carmen López-Soldado había nacido en Almonacid de Zorita (Guadalajara) y pertenecía a otra familia de la pequeña nobleza, en su caso natural de la Baja Alcarria, con presencia en localidades como Mondéjar y Aranzueque, donde tenían casonas blasonadas y donde habían ocupado en el siglo XVIII y ocuparon en el siglo XIX diversos cargos concejiles.

Contrajo matrimonio con María Josefa del Vado García, hija de Jacinto del Vado y Sebastiana García Rubio. Los del Vado eran hidalgos de Marchamalo, localidad muy próxima a Guadalajara en la que José María Medrano residió ocasionalmente desde 1824. Ricos hacendados desde antiguo, la familia de su esposa incrementó su patrimonio con la Desamortización, especialmente Manuel del Vado Calvo, que fue diputado en las Constituyentes de 1869 y senador en 1871 y 1872.

Carrera política

José María Medrano López-Soldado realizó estudios superiores en la Universidad de Alcalá de Henares, obteniendo el grado de licenciado en leyes el día 21 de junio de 1828 y en octubre de 1831, al cumplir los veinticinco años, fue admitido como abogado de los Reales Consejos. Desde muy joven manifestó interés por la política. En 1827 fue nombrado alcalde de la Santa Hermandad del Estado Noble de Guadalajara. Y aunque manifestó que durante el Trienio Liberal no perteneció a la Milicia Nacional ni a ninguna asociación de las que después fueron prohibidas, declaración que era un trámite preceptivo para obtener el título de abogado, consta que en ese período un J. Medrano estuvo inscrito en la logia masónica Valle de la Esperanza de Guadalajara.

El 4 de agosto de 1835 fue elegido concejal de la capital alcarreña, y en noviembre de ese mismo año formó parte como delegado de Brihuega en la primera Diputación Provincial de Guadalajara que se constituyó de acuerdo a la nueva división territorial. En 1836 es comandante de la Milicia Nacional y fue miembro de las Juntas de la Provincia que se constituyeron en 1843, en apoyo del pronunciamiento del general Ramón María Narváez, y el 21 de julio de 1854, con motivo del pronunciamiento del general Leopoldo O’Donnell. Progresista de origen, se integró en la Unión Liberal, y desde el 29 de diciembre de 1858 hasta el 19 de diciembre de 1860 ocupó la alcaldía de Guadalajara con el apoyo de ese partido.

La familia Medrano poseía un rico patrimonio y cuantiosas rentas. En 1815, con motivo de la partición de la herencia de Victoria de Heredia Saavedra se calculó que ascendía a unos 170.000 reales y sus hijas Victoria y Paula, hermanas de José María Medrano, disfrutaron de una dote de 77.257 y 36.271 reales.

Desde 1836, a consecuencia del proceso desamortizador, su hacienda particular se incrementó notablemente; en Marchamalo adquirió cinco fincas de las monjas de Santa Clara y otras ocho que fueron del convento de la Concepción de Guadalajara, además de parcelas en la ciudad de Guadalajara y en otros pueblos de la provincia, como Archilla y Matillas, hasta sumar 159 hectáreas; realizando un desembolso total próximo a los 230.000 reales.

Entre 1859 y 1865, como resultado de la nueva legislación desamortizadora, compró fincas en Guadalajara y pueblos de la provincia como Marchamalo, Almonacid de Zorita y Zorita de los Canes, abonó la redención de dos censos en Jadraque y Castilblanco (Guadalajara) y adquirió una casa en Guadalajara y un molino aceitero en Almonacid de Zorita, con un desembolso total superior a los 100.000 reales.

Elección y actividad parlamentaria

José María Medrano fue elegido diputado por la provincia de Guadalajara en los comicios celebrados el 4 de febrero de 1853, con un censo muy restringido de tan solo 533 electores, de los que 441 ejercieron su derecho al sufragio y únicamente obtuvo 249 votos, menos de la mitad de los alcarreños con derecho. Presentada la documentación pertinente, se aprobó su acta el 5 de marzo de ese mismo año, jurando su cargo el día 18 y ocupando su escaño. El 10 de diciembre de 1853 se suspendieron temporalmente las Cortes por imposición del jefe del gobierno, Luis José Sartorius, conde de San Luis, y permanecieron cerradas hasta que se disolvieron finalmente en julio de 1854, así que José María Medrano apenas estuvo nueve meses en el Parlamento, período durante el que no perteneció a ninguna comisión ni se reseñó ninguna intervención suya en el pleno.

En 1854 se convocaron nuevas elecciones para Cortes Constituyentes, según lo dispuesto por la Constitución de 1837, aunque adoptando algunas medidas legales posteriores. Celebrados los comicios el día 4 de octubre de 1854, el censo electoral de la circunscripción de Guadalajara se incrementó hasta sumar 8.965 votantes, de los que 6.121 se acercaron a ejercer su derecho, siendo José María Medrano uno de los diputados elegidos en esta legislatura que comenzó el 8 de noviembre.

La actividad parlamentaria durante este período constituyente estuvo marcada por las desavenencias entre los diputados del centro político, entre los que se encontraba José María de Medrano, y los de las facciones progresista y demócrata. La Constitución que redactaron y aprobaron en 1855 nunca entró en vigor y el 15 de septiembre de 1856 las Cortes fueron disueltas con violencia.

Fuentes y bibliografía

  • Archivo del Congreso de los Diputados. Serie documentación Electoral: 33 nº 15.
  • Archivo Histórico Nacional. Consejos, 12107-034.
  • Archivo Histórico Provincial de Guadalajara. Protocolos, cajas 1218 y 1219.
  • Archivo Municipal Guadalajara. Referencia 147761. Lista de electores para nombramiento de Concejales (1835).

Referencias bibliográficas

  • Baldominos Utrilla, Rosario. "Los Diputados a Cortes elegidos por Guadalajara de 1837-1844". En Actas del IV Encuentro de Historiadores del Valle del Henares, Alcalá de Henares, 1994, p. 265-276.
  • Diccionario biográfico de parlamentarios españoles : 1820-1854. Madrid : Cortes Generales, 2012. ISBN: 978-84-7943-429-8.
  • González Marzo, Félix. La desamortización de Madoz en la provincia de Guadalajara (1855-1896): algunas claves para el conocimiento de la sociedad provincial contemporánea. [Guadalajara] : [Caja de Ahorros Provincial de Guadalajara], [2008].
  • López Puerta, Luis. La Desamortización eclesiástica de Mendizábal en la provincia de Guadalajara. Guadalajara : Duputación Provincial, 1989.
  • Salgado Olmeda, Félix. Elite urbana y gobierno de Guadalajara a mediados del siglo XVIII. Guadalajara : Patronato Municipal de Cultura, 1998.